COMPARTIR

A raíz de las fuertes ráfagas de viento ocurridas en la noche del viernes al sábado, un árbol de importantes dimensiones cayó sobre Avenida Eva Perón a la altura de calle José Arévalo. Personal de la Dirección de Parques y Jardines detectó que el árbol había sido envenenado y secado por dentro, lo que lo debilitó y ocasionó su caída.
Durante la mañana de este sábado, personal municipal de la Secretaría de Desarrollo Urbano trabajó en el corte y retiro de las ramas y troncos del árbol que cayó en la vía pública sin ocasionar ningún daño.

Lo que detectó el personal al trabajar en el lugar es que «el tronco tiene agujeros que son hechos con taladro», a través de los cuales «les inyectan un veneno para secarlo». “Lo que ocurrió con este árbol es que lo envenenaron, le metieron un producto que lo seca totalmente y con el viento de anoche se rajó”, aseguró Pedro Yedro, integrante de la Guardia de la Dirección de Parques y Jardines.

A raíz de esta situación se recuerda que para la poda o retiro de árboles en la vía pública se debe llamar gratis al 105 y solicitar el servicio, donde personal especializada determinará lo más conveniente de acuerdo a cada situación, para minimizar la posibilidad de inconvenientes. Por otro lado, desde la Subsecretaría de Servicios Públicos se informó que pese a la cantidad de agua que cayó en la noche y las fuertes ráfagas de viento, no se detectaron mayores inconvenientes en otros sectores de la ciudad. Al tiempo que desde la Secretaría de Desarrollo Social se realizó un relevamiento para verificar las condiciones de las familias más vulnerables.