COMPARTIR

El ciudadano había intentado evadir las señales de alto de los gendarmes en el camino.
Al ser controlado, el can detector antinarcóticos reaccionó ante la posible presencia de estupefaciente.
Finalmente se hallaron bultos con la droga debajo de los bines de citrus. Hay un detenido.

Efectivos del Escuadrón 4 “Concordia” realizaban un operativo de prevención vial en la intersección de las Ruta Nacionales N°14 y N°18 cuando detuvieron la marcha de un camión proveniente de la ciudad de Bella Vista (Corrientes) con destino la provincia de Buenos Aires, que en principio había intentado omitir las señalizaciones del personal sobre la ruta.

Al momento de la inspección, los funcionarios observaron que el conductor denotaba una actitud exaltada y manifestaba desconocer el destino de la carga de mandarinas que llevaba (como si estuviese bajo los posibles efectos de alguna sustancia estupefaciente), situación ante la cual procedieron a requisar el habitáculo, donde detectaron restos de bochitas con cocaína debajo de la cama.

Asimismo, con apoyo del perro detector de la Fuerza, que reaccionó como usualmente lo hace al estar en presencia de droga, los uniformados descubrieron 1.894 paquetes rectangulares con una sustancia vegetal, ocultos dentro de bines con mandarinas.

Personal de Criminalística y Estudios Forenses de la Institución, llevaron a cabo las pruebas de campo Narcotest sobre los paquetes, que arrojaron resultado positivo para Cannabis Sativa, con un peso total de 1.857 kilos 804 gramos.

Intervino el Juzgado Federal de Concordia, que orientó la detención del ciudadano, el decomiso de la droga y de dinero en efectivo hallado en el rodado (49.800 pesos argentinos) y otros elementos de interés para la causa.