COMPARTIR

Las autoridades del Iosper se reunirán este miércoles a las 10 con la conducción de la Federación Médica de Entre Ríos (Femer), con el fin de tratar de llegar a un acuerdo sobre el valor de las prestaciones. Si no hay acuerdo, podrían suspenderse las internaciones a los afiliados de la obra social.
A fines del mes pasado, los médicos nucleados en Femer habían advertido sobre la posibilidad de un inminente corte de servicios al Iosper y adelantaron que iban a esperar 48 horas después de la asunción de la nueva conducción de la obra social: si en ese plazo no tenían respuestas a su reclamo por una actualización arancelaria –presentado formalmente hace casi dos meses–, iban a suspender las prestaciones de segundo nivel.

Es decir, las internaciones: la entidad exige sobre ellas “una actualización arancelaria y la implementación de nomencladores médicos”.

Lo que suceda en la reunión con las autoridades del Iosper será analizado el viernes en la reunión del Consejo Directivo de la entidad donde estarán presentantes representantes de toda la provincia: “En esa reunión decidiremos los pasos a seguir”, señalaron fuentes de la Federación Médica.

En su reasunción este lunes, el presidente del Iosper, Fernando Cañete, envió un mensaje a los profesionales. “Asumimos compromisos con prestadores que venimos cumpliendo sin ningún inconveniente y lo seguiremos haciendo. De enero a la fecha les hemos otorgado un 40% de incremento que, como ha sido acumulativo, se transformó en un 54%, por lo que es muy interesante el reacomodamiento arancelario”, destacó.