COMPARTIR

El hecho ocurrió en la zona de la Pampa Soler del barrio La Bianca, un hombre de 31 años debió ser trasladado hacia el hospital Delicia Concepción Masvernat tras recibir impactos de arma de fuego.

Minutos antes de las siete de la mañana de este lunes, desde el hospital Delicia Concepción Masvernat confirmaron el deceso de Jonatan Javier Ferreyra.

Se trata del hombre de 31 años, quien en las primeras horas de este lunes debió ser trasladado hacia el hospital Delicia Concepción Masvernat tras recibir un impacto de arma de fuego.

La policía concretó un rastrillaje para dar con el supuesto autor del homicidio de Ferreyra y señalado también de abusar de una menor de 12 años. Además, se realizaron pericias y se tomaron entrevistas con familiares y testigos del hecho.

El hecho ocurrió sobre calle Pampa Soler, entre calles públicas 2 y 3 del barrio La Bianca, cuando dos personas montados a caballos comenzaron a efectuar disparos de arma de fuego. Fue en ese momento, cuando la víctima intentó entrar a los niños que estaban afuera y fue baleado.

El ataque habría sido la respuesta de un joven de 18 años al que durante el fin de semana denunciaron por haber abusado de una menor de 12 años, que sería familiar directo del hombre que fue asesinado.

Ya durante la mañana de este lunes, el personal policial realizó el correspondiente rastrillaje buscando a los acusados del crimen de Javier Ferreyra, quienes estarían escondidos dentro de la zona de montes.

A su vez, los uniformados junto a integrantes del Ministerio Público Fiscal llevaron adelante una recorrida por calle Pampa Soler y además, se tomaron entrevistas con testigos y familiares de la menor abusada y del hombre asesinado.

También, durante la jornada, se realizó una reconstrucción del homicidio de Ferreyra que habría sido con motivos de venganza y amedrentamiento por parte del acusado a raíz de la denuncia que pesa en su contra por el supuesto abuso. De todas formas, para los investigadores, el crimen ya estaría bastante esclarecido.

Asimismo se supo que el lugar en el que ocurrió el homicidio, es decir, donde está ubicada la vivienda de Ferreyra y el domicilio del señalado de ser el asesino y abusador, hay aproximadamente 100 metros de distancia.

Por otra parte, se pudo confirmar que el joven sindicado de cometer el abuso contra la menor de 12 años y de asesinar a Javier Ferreyra, posee un frondoso antecedente delictivo a pesar de tener 18 años.
Fuente: Diario Río Uruguay